We use cookies to provide some features and experiences in QOSHE

More information  .  Close
Aa Aa Aa
- A +

Aroma de chocolate en casona porfirista

5 27 12
26.09.2021

Hace diez años se reunió un grupo de aficionados al chocolate para disertar sobre la posibilidad de que esta bebida mexicana, cuya historia se remonta a más de dos mil 500 años, necesitaba una casa, por decirlo así, pero que no se tratara de un ente comercial, sino cultural, donde todo el mundo pudiera degustar, gozar, aprender y hablar del cacao y sus derivados.

Una inquietud más se sumó: buscar el inmueble que la cobijara. Entonces miraron hacia la colonia Juárez y llamó la atención una casona anclada en la esquina que forman las calles Milán y Roma, un rincón donde ahora convergen cafeterías, teatros y uno que otro bar.


La arquitecta Ana Rita García Lascuráin, de las principales interesadas en buscar el inmueble, compartió la tarea con su madre, del mismo nombre, antropóloga, quien indagaría sobre la zona y su entorno. Así fue como nació la fundación, dirigida por la propia Ana Rita.


Y así surgió el MUCHO, museo dedicado al cacao y al chocolate, también llamado Mundo chocolate, donde se concentra el característico aroma y la historia del ingrediente obtenido de esa planta milenaria y cuya bebida aromática, extraída del fruto conocido como cacao, consumían olmecas, aztecas y mayas; y por todo Mesoamérica.

El motivo principal de que naciera el museo y la fundación, define García, era enaltecer la cultura mexicana del chocolate, pero sin intereses comerciales ni vaivenes políticos.


Lo deja muy claro esta arquitecta, “de profesión y de corazón”, preocupada por reactivar esa zona que estuvo abandonada durante mucho tiempo.

“Nosotros llegamos en 2008, y en ese año todavía no estaba reactivada, aunque había destellos de ocurrencias culturales”.

Ahora la casona no solo es visitada por mexicanos y extranjeros que tienen curiosidad por conocer el origen de esta bebida, sino por estudiantes de gastronomía y estudiosos.

Existe un amplio abanico de temas alrededor del chocolate. “Queremos que sea una iniciativa autosustentable; esa ha sido la gran lucha”, insiste Ana Rita, acompañada de colaboradores que conocen el tema de principio a fin, no solo en teoría, sino con detalles del proceso.

Y un ejemplo de este mundo de dos pisos es la tarea que le toca a Irineo Salazar........

© Milenio


Get it on Google Play