We use cookies to provide some features and experiences in QOSHE

More information  .  Close
Aa Aa Aa
- A +

Fútbol y limpieza de imagen (Sportswashing)

1 1 0
18.10.2021

Hace tiempo ya que el futbol dejó de ser una mera actividad de deporte competitivo, regido por cierto pundonor, entrega a la camiseta, prestigio del equipo y la ciudad o el país representado, para convertirse en una fuerza donde priman más los intereses políticos y económicos.

Y, como evidencia de lo mencionado, cada día, sobre todo en las grandes ligas de futbol internacional, se ha consolidado lo que se denomina el «sportswashing» o «blanqueo de la imagen deportiva» convirtiéndose en una práctica habitual de usar equipos, como también la práctica de usar eventos deportivos, para así cambiar la percepción pública de un país financiando combates de boxeo, torneos de tenis, golf y carreras de automóviles, fundamentalmente en la Fórmula Uno o en la llamada Fórmula E, conocida también como ABB Fórmula E, que se ha convertido en una categoría de competición de monoplazas eléctricos, que es organizado por la Federación Internacional del Automóvil. (1)

Mediante el “Sportswashing” se trata de establecer un mecanismo donde se reemplace determinada imagen que se tiene de un país y su régimen, por ejemplo Arabia saudí, que en lugar de aparecer con las características políticas de esa monarquía en materia de violaciones a los derechos humanos, conculcar los derechos de las mujeres, agredir a países vecinos como Yemen, comienzan entonces a aparecer noticias relacionadas con el auspicio a equipos deportivos, como es el caso de ligas, como la inglesa y su Premier League. Igualmente, el financiamiento de deportes como El Diriyah E-Prix en Riad, que abrió la temporada de Fórmula E donde la referencia sobre los temas que denuncian los crímenes de la monarquía va siendo reemplazados o minimizados con estas actividades que ocultan lo negativo.

Así, las ligas futbolísticas de países como Inglaterra, Francia, Italia, España entre otros, se han convertido en coto de caza de empresarios multimillonarios, oligarcas, políticos y miembros de casas reales, entre ellas algunas violadoras de los derechos humanos de sus pueblos y de aquellos que agreden militarmente como es el caso de la mencionada Casa al Saud, que rige los destinos de Arabia Saudí, que a través de la creación de empresas ad hoc, compran equipos de alto nivel y con ello conciencia y voluntades, para servirse de un lavado de imagen que trata de contrarrestar las acusaciones a esta monarquía por los crímenes cometidos, denunciados, reconocidos y, sin embargo, sin sanciones.

Los autócratas saudíes recurren al “sportswashing” futbolístico para lavar la imagen de su país, manchada por........

© Rebelión


Get it on Google Play