We use cookies to provide some features and experiences in QOSHE

More information  .  Close
Aa Aa Aa
- A +

El cielo también tiene control de los migrantes

2 0 0
07.10.2021

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Es difícil recordar otra crisis migratoria como la que acaba de pasar México con la llegada de haitianos y de la cual se informó profusamente porque los medios le dedicaron atención para seguir paso a paso las peripecias de los migrantes desde su ingreso por Chiapas, en la frontera del sur, con la intención de pasar las barreras impenetrables de Estados Unidos, su destino final.

Incluso se pudo ver a cientos de solicitantes de asilo frente a las oficinas de la Comisión Mexicana de Ayuda a los Refugiados (Comar) en la Ciudad de México, unos 300 cuya ubicación se desconoce, porque probablemente decidieron quedarse aquí. Lo que no se vio fue el desalojo de sus compatriotas en un par de noches del campamento improvisado debajo del puente en la frontera con Estados Unidos. Aunque quedó un albergue con 385 haitianos en Acuña que, sumados a los miles que ya están instalados en Tijuana, constituyen uno de los grupos de inmigrantes más numerosos en el país.

Previamente, hasta el 1 de septiembre ingresaron al país entre 400 y 500 personas procedentes de Afganistán que obtuvieron la visa humanitaria de 180 días para decidir su destino. Llegaron primero cinco jóvenes afganas pertenecientes a un grupo de robótica, parte de un equipo que se distinguió por hacer respiradores caseros para enfermos de covid-19. Después llegó un grupo mayor y otro más con sus respectivas familias que, se dijo desde el gobierno para justificar que se trataba de empleados, estuvieron involucrados en las tareas de los diarios The New York Times y The Washington Post. A las jovencitas se les vio en un paseo dominguero en bicicleta por el Monumento a la........

© Proceso


Get it on Google Play