We use cookies to provide some features and experiences in QOSHE

More information  .  Close
Aa Aa Aa
- A +

Hasta que los corderos se conviertan en leones

2 1 0
17.03.2020

Se suscitó una interesante discusión en la Cátedra Pío Tamayo del 9 de marzo ante mi afirmación, sustentada por estudios académicos realizados por investigadores de una institución académica reconocida, que una característica que define al venezolano es que incapaz de confrontar. De allí concluía que por esa condición se encuentra bajo el arbitrio de los delincuentes que gobiernan el país y bajo el control de quienes todavía afirman representarlos como su oposición.


Busca en consecuencia salir del grave problema que tenemos en el país por la vía pacífica, intentando utilizar medios que solo pueden tener validez y éxito con interlocutores civilizados, y que definitivamente no funcionan con una mafia narco-criminal. Y los liderazgos opositores, evitando la confrontación por una u otra razón, la mayoría de ellas asociadas con corrupción, negocian con el régimen salidas que lo perpetúan en el poder, en detrimento de aquellos que comparé con corderos listos para un matadero, reciclándose en cada elección.

Efectivamente, hasta el sol de hoy los venezolanos no hemos confrontado a este régimen en los términos conocidos internacionalmente. Esto es, de manera violenta. Lo digo con toda responsabilidad. Una confrontación de este tipo sucede cuando dos bandos se confrontan de la manera tradicional: con efectivos armados. Aquí lo que ha ocurrido es que cientos de venezolanos han salido a las calles a protestar, siendo masacrados por las fuerzas de seguridad del régimen y sus bandas de colectivos paramilitares. Esto ha ocurrido desde el 2002 con la masacre del 11 de abril en la Av. Baralt, y no ha parado hasta ahora.

Verdaderas confrontaciones armadas se han dado y se siguen dando en Latinoamérica. Ocurrió a finales del siglo pasado con el movimiento de los “contras” de Nicaragua, y la hasta ahora guerrilla colombiana de las FARC, ELN, etc., financiadas por el narcotráfico. Todas ellas hacen vida en Venezuela porque el socialismo del siglo XXI ha sido su refugio desde que comenzó nuestra tragedia con Hugo Chávez en la Presidencia de la República. Esos movimientos guerrilleros, que en su mejor........

© Noticiero Digital