En 2022 la economía regional del Eje Cafetero registró un crecimiento agregado del 7,3%, generando $59,7 billones de pesos colombianos (precios corrientes), representando el 4,1% del PIB nacional, distribuidos por el 40,1% en Caldas, 39,9% en Risaralda y 20% en Quindío, mostrando una nueva dinámica donde Risaralda y Quindío ganan puntos porcentuales de participación en la economía regional desde 2005 (42,1% Caldas, 38,6% Risaralda y 19,3% Quindío), coherente también con una mayor variación de su PIB departamental. En efecto, el crecimiento de las economías departamentales fue en su orden Risaralda (8,9%), Quindío (6,4%) y Caldas (6,1%) durante 2022. A pesar de que Caldas aún es la primera economía de la región con una producción de 23,9 billones de pesos colombianos (precios corrientes 2022), el departamento de Risaralda, con un PIB de $23,8 billones de pesos colombianos (precios corrientes 2022), ha crecido a mejores tasas en 2011, 2012, 2013, 2016, 2021 y 2022, lo cual, se explica recientemente por el desempeño particular de sus sectores económicos.
Risaralda tuvo mejores variaciones que Caldas en el último año en los principales sectores de generación de riqueza, ya que, logró una menor contracción en el sector agropecuario (-2,9% versus -3,6%) y una mayor expansión en la industria (12,7% versus 4,4%), comercio, transporte, hoteles y restaurantes (10,9% versus 10,3%) y sector público, educación y salud (1,8% versus 1,6%). Y, en términos de participación, Risaralda muestra un mayor aumento en el periodo 2005-2022 en puntos porcentuales (pp) de representación de su sector de comercio, transporte, hoteles y restaurantes y administración pública, educación y salud, comparado con Caldas, y una menor disminución de la industria (-2,3 pp versus -6,2 pp), lo que se traduce, en una desindustrialización más lenta de la economía de Risaralda. En este sector, es destacable que frente a 2005 actualmente en Risaralda la industria manufacturera tiene una mayor participación dentro del PIB, lo cual, es coherente con la diversificación reciente de su oferta exportable, enviando un mensaje sobre la necesidad de acelerar acciones de productividad, sofisticación, innovación e internacionalización en el tejido empresarial de Caldas.
En el caso del departamento del Quindío, es la economía con mayor incremento de participación del sector agropecuario, representando el 21,3% de su PIB departamental en 2022, comparado con 14,5% de Caldas y 9% de Risaralda, consolidándose en su vocación primaria, junto con su mayor dependencia del comercio, turismo y el sector público.
En óptica de economía regional, Caldas tiene potencial productivo en explotación de minas y canteras, suministro de electricidad, gas y agua, TIC e industria manufacturera, porque genera el 81,4%, 60,5%, 44,9% y 43,2% respectivamente del PIB sectorial del Eje Cafetero; en Risaralda se tendría industria manufacturera, actividades artísticas y entretenimiento, servicios profesionales y empresariales y actividades financieras con el 48,4%, 46,3%, 45,8% y 43,4% respectivamente; y Quindío resaltaría en sectores de agricultura y ganadería, actividades inmobiliarias, construcción y comercio, transporte, hoteles y restaurantes participando en la producción del 31,2%, 28,6%, 22,9% y 21,9% respectivamente del PIB sectorial regional.
En la coyuntura de elecciones regionales 2023, la nueva administración departamental y municipal de la capital de Caldas deberán poner atención en sus planes de gobierno y desarrollo a incentivar medidas de políticas de desarrollo y crecimiento empresarial en la materia, recordando el protagonismo del sector privado en el progreso económico y social del territorio.
Es prioridad retomar la confianza en el trabajo institucional con empresas, gremios empresariales, academia y sindicatos en agendas económicas y productivas de mediano y largo plazo frente a estas nuevas dinámicas de la economía regional.

QOSHE - Nuevas dinámicas de la economía regional - Alejandro Barrera Escobar
menu_open
Columnists Actual . Favourites . Archive
We use cookies to provide some features and experiences in QOSHE

More information  .  Close
Aa Aa Aa
- A +

Nuevas dinámicas de la economía regional

5 0
09.06.2023

En 2022 la economía regional del Eje Cafetero registró un crecimiento agregado del 7,3%, generando $59,7 billones de pesos colombianos (precios corrientes), representando el 4,1% del PIB nacional, distribuidos por el 40,1% en Caldas, 39,9% en Risaralda y 20% en Quindío, mostrando una nueva dinámica donde Risaralda y Quindío ganan puntos porcentuales de participación en la economía regional desde 2005 (42,1% Caldas, 38,6% Risaralda y 19,3% Quindío), coherente también con una mayor variación de su PIB departamental. En efecto, el crecimiento de las economías departamentales fue en su orden Risaralda (8,9%), Quindío (6,4%) y Caldas (6,1%) durante 2022. A pesar de que Caldas aún es la primera economía de la región con una producción de 23,9 billones de pesos colombianos (precios corrientes 2022), el departamento de Risaralda, con un PIB de $23,8 billones de pesos colombianos (precios corrientes 2022), ha crecido a mejores tasas en 2011, 2012, 2013, 2016, 2021 y 2022, lo cual,........

© La Patria


Get it on Google Play