-¿Una de las conclusiones de Tuinfluyes.com es que hay una mayoría que quiere reformas?

-Claro. Al final esto se está transformando en un plebiscito de entrada a otro proceso, porque las alternativas duras no convencen. Un 52% quiere reformas, desde el Apruebo y el Rechazo. Ese grupo ha ido creciendo, por el ancho camino del medio, y lo que busca es una metodología de reforma, más que una decisión a fuego por defender la propuesta de la Convención o por mantener la actual. Los que quieren una nueva Convención son 30% y un comité de expertos 29%. Están absolutamente empatados.

-¿Crees que el oficialismo está haciendo los cambios a última hora, como pusiste en Twitter?

-Sí. Es tardío, porque en el fondo lo están haciendo con un escenario en contra. Como en el futbol, cuando el entrenador se niega a poner a los jugadores que pide la hinchada y los pone en los últimos minutos. Para que la barra no reclame.

Hubo un error garrafal que fue la no articulación del Frente Amplio y el socialismo con la derecha. La hegemonía PC fue pan para hoy y será hambre para mañana. Y permitió sacar adelante una constitución que evidentemente no era ancha, sino enclaustrada. Y eso se está pagando ahora. Lo que está haciendo el Gobierno y el oficialismo es justamente buscar los acuerdos que no hizo dentro de la Convención.

-¿Hay un cambio en la tendencia del Rechazo y el Apruebo o se mantiene igual?

-No hay grandes cambios. Pero ojo que el Apruebo tiene que crecer, porque Chile no es de derecha. Chile no ha cambiado sociológicamente en los últimos 50 años. Que no le guste la constitución no significa que la gente sea de derecha. Y en la medida que haya franja y exista memoria de conducta electoral esto va a tender a estrecharse, no sé si tanto como para que se ponga en riesgo el Rechazo, pero sí va a tender a un resultado más ajustado y va a depender del volumen de personas.

-¿Puede darse vuelta el resultado o está sellado?

-No puede ni darse vuelta ni está sellado, porque no sabemos quiénes van a ir a votar, porque es primera vez en la historia de Chile, en los últimos 500 años, que va a haber una elección con voto obligatorio y con inscripción automática. Cualquier persona que diga algo es un riflero. Es una ruleta. Y yo no quiero jugar a la ruleta. No tengo antecedentes para hacer una proyección. Lo que hacemos es sacarle una foto a la opinión pública.

El gobierno está estancado, no baja ni sube. Y el Apruebo está ahí, pero no se sabe qué puede pasar con el voto obligatorio. El Rechazo ya está hundido en el Gobierno. Ya está hecha la pérdida. Por lo demás, en Chile cada vez se toma más encima la decisión de ir a votar y por quién votar. En la segunda vuelta presidencial casi un cuarto tomó la decisión quinces días antes.

-En el apoyo a los partidos, aparece Apruebo Dignidad con 21%, Republicanos con 7, Chile Vamos y Socialismo Democrático, con 6. Y Amarillos, con 3. ¿Te sorprende esto último?

-Sí, me llama la atención. Creo que se relaciona con la franja y porque han tenido harta visibilidad. Pero no te fíes: recuerda que La Lista del Pueblo, cuando eran famosos, tuvo 10 puntos.

Lo que muestra esta encuesta es que la gente no está peleando en sus casas, no han dejado de hablarse. El 39 % dice que hay concordancia, y el 26% disputa de posiciones. Eso te indica que no hay polarización en Chile, hay una crispación de la élite que es distinto.

-¿Cómo evalúas el rol de Boric en el tema de las reformas?

-Quiere comprar más barato un posible acuerdo con el Rechazo, o con la derecha, que comprarlo al otro día, el 5 de septiembre, con un resultado negativo. Si el Rechazo gana 55/45 va a salir más caro que comprarlo antes del 4 de septiembre. Tiene que bajarle la intensidad, abrir el Apruebo, y por lo tanto sacarle contenido que no le gusta a la gente.

Lo que trata de hacer Boric es limar el texto constitucional, llegar a este acuerdo con los partidos oficialistas para cruzar la línea con la derecha antes del plebiscito. Y evitar el todo o nada. Por otra parte compromete a la derecha, para que, si le va excesivamente bien al Rechazo, no le cobre tan caro al otro día la entrada a negociar.

-En el gabinete, Nicolás Grau sube 10 puntos en evaluación negativa. ¿Su frase de que las pymes también se benefician de la inflación tocó una fibra sensible?

-Le pegó fuerte. Tocó temas que afectan directamente de la ciudadanía. Es un ministro conocido, dentro de un gabinete con pocos ministros conocidos. Es un gabinete donde los ministros de Salud y Educación, por ejemplo, son los menos conocidos que en cualquier otra administración.

-También Jackson y Urrejola suben su percepción negativa.

-Creo que ha sido un despilfarro Relaciones Exteriores en este gobierno. Es un ministerio que te entrega puros logros, energía positiva, te suma. Es para lucirse. Como inaugurar puentes, pura ganancia. Y ha sido lo contrario.

-El 63% espera un cambio de gabinete después del plebiscito. ¿Tú dirías que una debilidades del Gobierno de Boric es el gabinete?

-Absolutamente. Este es un equipo donde debieran haber diez figuras y hay tres. Por lo tanto, un gabinete con pocas figuras es un gabinete con menos poder. Y con menos defensa del Presidente. Estamos es un régimen presidencial, donde tienes potenciales torres de ajedrez y en el fondo lo que hay son 20 peones de ajedrez.

-¿Piensas que el cambio debió haberse hecho antes?

-El gobierno ya se embarcó en tratar de cerrar un acuerdo con el oficialismo y después un acuerdo con la derecha, y no tiene sentido hacerlo. Había que hacerlo un mes antes, para poder entrar con equipo nuevo y generar un cambio en la agenda. El Gobierno puede tener la agenda si logra armar un papelito (con los contenidos de los acuerdos constitucionales) y negociar con la derecha. Ese papelito no vale nada si no negocia con la derecha.

Lea a continuación la última encuesta Data Influye:

El Juzgado de Letras de Temuco acogió la demanda laboral presentada por el abogado Sergio Arévalo, quien trabajaba para el Ministerio del Interior desde 2018. Se suma a una serie de controversias en la División Jurídica de esa cartera.

Un acuerdo del Pleno, firmado por el presidente de la Corte de Apelaciones de Santiago, Mario Rojas, pidió informar en 24 horas si jueces, relatores y funcionarios habían manifestado su postura frente al Apruebo o Rechazo. Pero, tras duras críticas del gremio, echó pie atrás en cuestión de horas.

El subsecretario José Miguel Ahumada insistirá en la consulta ciudadana anunciada en mayo para “legitimar” los TLC de Chile. También puso en duda la magnitud de beneficios arancelarios del TPP11. El ministro de Hacienda dice que “no hay nada en la agenda del gobierno que apunte en una dirección distinta” a la apertura comercial.

La quina que elaboró el Pleno del máximo tribunal está desde mayo en el Ministerio de Justicia y las conversaciones entre la ministra Ríos con el Senado para sondear los nombres no han tenido avances. Las señales desde el Congreso para retomar un diálogo, que ha estado marcado por desencuentros, son para después del plebiscito.

La ministra Siches adelantó este martes por la mañana que preparaban un nuevo decreto de estado de emergencia que, “al ser de naturaleza nueva, no tendría que participar de una renovación” del Congreso. El diseño habría incluido —además del Biobío y La Araucanía, donde rige la medida desde mayo—, Los Ríos, región donde parlamentarios de […]

QOSHE - Axel Callís: “La hegemonía PC fue pan para hoy y será hambre para mañana” - Marcelo Soto
We use cookies to provide some features and experiences in QOSHE

More information  .  Close
Aa Aa Aa
- A +

Axel Callís: “La hegemonía PC fue pan para hoy y será hambre para mañana”

4 18 0
10.08.2022

-¿Una de las conclusiones de Tuinfluyes.com es que hay una mayoría que quiere reformas?

-Claro. Al final esto se está transformando en un plebiscito de entrada a otro proceso, porque las alternativas duras no convencen. Un 52% quiere reformas, desde el Apruebo y el Rechazo. Ese grupo ha ido creciendo, por el ancho camino del medio, y lo que busca es una metodología de reforma, más que una decisión a fuego por defender la propuesta de la Convención o por mantener la actual. Los que quieren una nueva Convención son 30% y un comité de expertos 29%. Están absolutamente empatados.

-¿Crees que el oficialismo está haciendo los cambios a última hora, como pusiste en Twitter?

-Sí. Es tardío, porque en el fondo lo están haciendo con un escenario en contra. Como en el futbol, cuando el entrenador se niega a poner a los jugadores que pide la hinchada y los pone en los últimos minutos. Para que la barra no reclame.

Hubo un error garrafal que fue la no articulación del Frente Amplio y el socialismo con la derecha. La hegemonía PC fue pan para hoy y será hambre para mañana. Y permitió sacar adelante una constitución que evidentemente no era ancha, sino enclaustrada. Y eso se está pagando ahora. Lo que está haciendo el Gobierno y el oficialismo es justamente buscar los acuerdos que no hizo dentro de la Convención.

-¿Hay un cambio en la tendencia del Rechazo y el Apruebo o se mantiene igual?

-No hay grandes cambios. Pero ojo que el Apruebo tiene que crecer, porque Chile no es de derecha. Chile no ha cambiado sociológicamente en los últimos 50 años. Que no le guste la constitución no significa que la gente sea de derecha. Y en la medida que haya franja y exista memoria de conducta electoral esto va a tender a estrecharse, no sé si tanto como para que se ponga en riesgo el Rechazo, pero sí va a tender a un resultado más ajustado y va a depender........

© Ex-Ante


Get it on Google Play