We use cookies to provide some features and experiences in QOSHE

More information  .  Close
Aa Aa Aa
- A +

Cristián Warnken y la violencia: “La tía Picachu está viviendo en carne propia lo que han vivido miles de chilenos anónimos”

6 100 35
10.10.2021

Profesor de Literatura y conductor del programa de entrevistas “Desde el jardín”, de radio Pauta, fundador del diario de poesía “Noreste”, Cristián Warnken analiza el fenómeno de la violencia que se observa en las protestas más radicalizadas, una de cuyas víctimas fue Giovanna Grandón, conocida como Tía Pukachu.

-Supongo que viste la imagen de la Tía Picachu siendo expulsada de Plaza Italia. Fue víctima de una rabia desatada.

-Mira, lo que le pasó a la tía Picachu es el resultado, de alguna manera, de una postura bastante tibia o indiferente a la violencia cuando surgió en octubre. Hubo una suerte de silencio ante la violencia brutal que se vio en la destrucción del metro, en la destrucción de las ciudades, de los centros históricos, en la destrucción de Valparaíso. Episodios que a mí me tocó ver con mis propios ojos. Es una rabia pura sin límites. Y ahí ha habido un complejo de un sector de la izquierda de no poner un límite esa violencia. En la agresión a Pikachu, eran 300 a 400 personas. No era una gran manifestación; son grupos pequeños que privatizan el espacio público que es de todos. Y creo que alguien escribió sobre esto, una mujer…

-¿Lucy Oporto?

-Oporto apuntó a un tema muy central: lo que surge es una lumpen violencia, que privatiza la ciudad y el espacio público. Además instaura la idea de lo que yo quiero, yo lo puedo; en el fondo, la acción que estás haciendo es la esencia neoliberal. No me importa el otro. Y esa es la gran contradicción fragante, que ha ensombrecido lo que pudo haber sido la épica de octubre.

La tía Picachú está viviendo en carne propia lo que han vivido miles de chilenos anónimos, que sufrieron y siguen sufriendo la violencia en distintas partes del país. Me parece que el drama que tenemos acá es el doble estándar ante la violencia, de lado y lado: no puede haber doble estándar con la violencia como no puede haber doble estándar ante la violación de los DDHH.

-¿Estás diciendo que la tía Pikachú cosecha lo que se sembró? Ella era del grupo de gente que glorificaba a la primera línea.

-Hubo una romantización de la primera línea, en la........

© Ex-Ante


Get it on Google Play