We use cookies to provide some features and experiences in QOSHE

More information  .  Close
Aa Aa Aa
- A +

El regreso al Acuerdo de Ginebra de 1966 

3 15 1
28.07.2020

La Corte Internacional de Justicia deberá decidir en unas semanas sobre su competencia para conocer la demanda unilateral que presentó Guyana en contra de Venezuela, el 29 de marzo de 2018, en relación con “la validez jurídica y su efecto vinculante del laudo arbitral del 3 de octubre de 1899”, decisión arbitral que Venezuela ha considerado nula e írrita y cuyo cuestionamiento condujo, precisamente, a la conclusión del Acuerdo de Ginebra que desde 1966 ha sido el marco jurídico para conocer la controversia territorial sobre el Esequibo que Venezuela llevó en 1962 a la Asamblea General de las Naciones Unidas.

Guyana funda la competencia de la Corte en el artículo 36-1 de su Estatuto, en el articulo IV-2 del Acuerdo de Ginebra de 1966 y en la remisión de la controversia que hiciera el secretario general de las Naciones Unidas a la Corte.

Venezuela considera que la Corte no es competente para conocer la demanda de Guyana. Venezuela no ha aceptado la jurisdicción obligatoria de la Corte de acuerdo con el articulo 36-2 del Estatuto de la Corte, del cual Venezuela es evidentemente parte; tampoco ha concluido un acuerdo con Guyana en el que se haya expresado tal consentimiento. Y, menos aún, vale agregar, ha actuado de manera tal que se pueda inferir que ha aceptado la jurisdicción del tribunal y que en consecuencia pueda este conocer la controversia planteada por Guyana que, debemos precisar, se ubicaría fuera del marco jurídico que regula la reclamación venezolana.

La “remisión” de la controversia a la Corte realizada por el secretario general de Naciones Unidas no puede constituir base de la competencia del tribunal. Un tercero no puede expresar el consentimiento en........

© El Nacional


Get it on Google Play