A los oficiales públicos sin públicos

Margaret Thatcher

>

Charles de Gaulle

Winston Churchill

A estas alturas del entrenamiento social, han pasado cinco lapsos y una pandemia para seguir retrocediendo en una condenación medieval que parece conducir los hilos de la nación como si ésta fuera un fantoche con los cabos gastados. Ni una sola lección ha ido más allá de una especulación a tientas, que por lo cierto, adolece de una madura confección.

Diane Dosel supo que ser periodista no basta para definir lo que estaba sucediendo en la Picola Venecia. No era ficticia la depauperación socio-económica del territorio que debía cubrir desde la oficina estratégica a la que pertenece como encargada de indagación psicológica para la América Latina, susceptible a los involucrados en socializar la zona.

La ingeniero con mención en Psiquiatría había pasado por la famosa institución en asuntos de cognición y etología humana la Universidad Harvard en Boston Massachusetts, con postgrado en el Hospital Johns Hopkins Medicine (en Baltimore Maryland), conocido como el sistema de salud y atención médica más prestigioso del mundo; Inaugurado desde hace (+o-) 130 años…este sistema de higiene psíquica fue fundado un 07 de Mayo de 1889.

Diane Dosel, era una mujer de mediana edad pero de una constitución de guitarra y piel como de Caoba (una de las mejores maderas del mundo), no solo por lo bonita y gran calidad sino por su resistencia y adaptabilidad. Su color varía entre el rojizo y el marrón por eso DD era pelirroja y pecosa como si tuviera viruela. Sus ojos azules eran tan puros que el iris parecía una isla flotando en medio de un mar de cristales aguamarinas. En sí, era casi de otro mundo, vale decir de otro pueblo. En ese territorio con designación degenerada, literal, decir otro mundo sería decir uno de antier pero con escasa mañana.

Apenas la independencia fue ayer y la espada de Bolívar no posee filo de tanto que la han usado para nada. Carabobo, que bien fue una epopeya en su época, hoy palidece ante la invasión de terror en Ucrania y su influjo en la Península de Crimea avivando anatemas entre serbios y kosovares. DD, como era conocida en su agencia, debía investigar el caso Maduro en el Caribe por el peligro de ñangaras en desbandada y para planificar la libertad psíquica de la población cabeza de Latinoamérica en el continente.

DD mantenía un perfil bajo ante la titánica empresa que significaba el programa de asistencia. Sabía que el gobierno tenía sus espías haciendo lobby en aliados que se vendían a cambio de favores políticos. En especial los hijos de Putin soviéticos infiltrados en todas las agencias contrarrevolucionarias. Las maniobras para las naciones liberales que apoyan un gobierno encargado en la Venecia de ultramar, no habían rendido los frutos esperados. Y los tiempos de sufragios se aproximan. El momento de DD estaba en la palestra de sus jefes encubiertos por sus necesarias posiciones incógnitas. El desarrollo de su programa en el bunker secreto fue instalado en un paraje urbanizado de la capital y estaba clasificado…

La idea de sistematizar a través de un programa de ingeniería psicológica era un hecho decido en cenáculo privé al más alto nivel de seguridad de la OTAN y el pentágono. Cómo funciona la ingeniería psicológica y qué es eso, le preguntó un periodista cuando llegó DD con parada en Ámsterdam al aeropuerto de Maiquetía desde la sede de la ONU en Ginebra la ciudad más internacional del Cantón de Suiza por ser sede europea de la ONU y por las populares gálbulas o nebrinas del Enebro de donde desciende uno de los destilados más amplios con diversas regiones de producción, estilos y perfiles de sabor que tienen en común éstos segmentos productivos del Enebro al forjar la bebida de la Ginebra.

-Ingeniero Dosel, buenas tardes, tenga la bondad y permítame preguntarle para el canal Plomovisión ¿cómo la población se puede enterar cuál es la función de un ingeniero psicológico?

-Básicamente, (respondió moviendo su cabellera rojiza cual estrella de Hollywood), se centra en hacer relaciones más amigables entre los operadores de un programa virtual del orden que sea necesario. Una especie de estrechón de manos entre software y operador sin interlocutor y al mismo tiempo actúan en lo social activa pero sobretodo positivamente.

-Entonces podría decirse con propiedad, doctora Dosel, (el moderador temblaba por la mujer que sacudía la cabellera)…Qué un ingeniero psicológico se centra primariamente en hacer la función de los sistemas (y/o artilugios) más amigables para el consumidor

-Como dirían en ésta tierra ¡Chévere!; -respondió Dosel con su melena sujetada por una risa intercalada con la dentadura alba como el polo norte y aséptica como el estipendio bochornoso del indiano pre y post pandemia y durante los años de revuelta socialista.

DD se quitó el tapaboca anti germen y lo puso en su estuche y colocó gel en sus dos manos antes de asentar el pulgar en el disco de seguridad para acceder al bunker secreto en el complejo subterráneo con clave: nube-cloud (central-localization-unknown-disasters) Estar en la nube iba acorde al propósito y a la población expuesta al desastre que no ve luz por el cielo ciego de la revolución que no da pie con bola (sin luces) en lo que propone.

Parece una maldición, se dijo una vez en una de esas reuniones donde se gritaban de todo por el caso de la Venecia. Cuando alguna de las partes no busca simpatizar con la contraparte el problema en ingeniera política se le dice política malcriada. Y visto como un axioma psicohistórico la estupidez incalificable a la larga y a la corta y la mera incapacidad de uso de la masa gris adecuadamente no importa cuál o cuáles son las etiologías de tal cretinismo congénito en los imbéciles con fijación por el no entendimiento, son un peligro elocuentemente delicado para la región.

Había que reprogramar con PNL la estupidez sembrada en cuatros lustros en ruta al quinto. Y la red permitía introducir una subrutina indetectable con un mensaje subliminal prohibido desde años ha. No había por ahora otra forma de hacer el trueque de un mal por otro, con menor consecuencia. Era como perder un dedo pero a favor de las dos manos…

Estar con dios y el diablo mientras miramos el edén conscientes que todos están inconscientes o con el subconsciente atrapado entre vaivenes de mala praxis cognitiva y la operación castro-comunista (o cubanización superpuesta) cada vez menos asolapada. Para el común denominador la revolución, según cálculos del programa diseñado en secreto por científicos en conflictos de psicohistoria, en los próximos años, si el proyecto del MVR200 hoy en Miraflores alcanza a consolidar acabaría con la economía del carbón, el oro negro y el gas licuado. Las cartas fueron echadas y la guerra del agua y los combustibles fósiles vs combustibles naturales, ya no más es ciencia ficción y el futuro económico y social de todo un pueblo está forzado a desaparecer de hambruna, guerra social, bandas locales armadas, terrorismo de estado, conflictos con países vecinos, e incompetencia gerencial.

Los gringos saben qué pasará, si no se actúa de inmediato. El orden geopolítico de la democracia podía cambiar su eje de traslación por uno retrógrado y con raras secuelas que el mismo programa no logra reconocer con exactitud de bisturí, pero el modelo justo y de bioestadística sí que manifiesta catástrofes inquebrantables de tipo macroeconómicas.

La cosa era tan complicada que había que tomarse con tranquilidad los sucesos. DD amén de moderna y hermosa era una profesional con temple de varón astuto pero sin pene, lo que la hacía implacable y mortal. Estaba preparada en artes marciales, boxeo y combate cuerpo a cuerpo en la naval norteamericana. Un peligro con falda y ojos azules. Intentar someter a la fuerza ese bombón era como pisar una mina de tierra y esperar salir con vida.

DD sabía que el estado seguía su paso pues ya había sido filtrada su participación en la traición según los reyes del circo nacional. Los espías de la psicohistoria trataban de usar los conceptos no matemáticos definiéndola como la rama de las matemáticas que trata sobre las reacciones de conglomeraciones humanas ante determinados estímulos sociales y económicos. La preocupación era el número de la muestra en el tratamiento estadístico para hacerlo válido a pesar de que la muestra era lo suficientemente mensurable por su magnitud y tamaño.

DD sabía que la población de muestra debía desconocer el análisis psicohistórico a fin de que su reacción sea verdaderamente casual, otra suposición necesaria. En definitiva la base de toda psicohistoria válida, residía en el desarrollo de las funciones que exponían propiedades congruentes a las de las fuerzas sociales y económicas. Añada la probabilidad de asesinato presidencial, revuelta social, reaparición de períodos de depresión económica, disminución de las exploraciones de recursos minerales, entre otros aspectos propios de la competencia del ejecutivo sin acción ejecutiva que se ejecute apropiadamente. Valga la tri- tautología recurrente.

DD escucha una cinta rescatada por un equipo elite del complejo secreto…

—¿Así que le llaman Corneja? Nunca había leído tal cosa en los periódicos

— Claro que no. Es impublicable. ¿Supone que el gobierno expondría su debilidad de esta manera? Esto no es más que la demostración sencilla de la realidad psico-histórica. Lo que ocurre es que nuestros resultados se han filtrado entre la burocracia tiránica.

— Mala cosa.

— No necesariamente. Todo está previsto.

— Pero ¿es ésta la razón de que la investiguen?

— Sí. Están investigando todo lo que concierne al proyecto de la Corneja.

— ¿Se encuentra en peligro la especialista por su programa de reconversión?

— Oh, sí. Existe probabilidad de que la ejecuten aunque no se detendría el proyecto. También hemos previsto esta eventualidad. Bueno, no importa. Supongo que mañana se reunirá en la universidad. Allí la atraparemos

— Cuente con eso…

DD cerró el audio y tecleó su nombre clave en el ordenador…

MAFC

Pulsa aquí para apoyar la libertad de expresión en Venezuela. Tu donación servirá para fortalecer nuestra plataforma digital desde la redacción del Decano de la Prensa Nacional, y así permitir que sigamos adelante comprometidos con la información veraz, como ha sido nuestra bandera desde 1904.

¡Contamos contigo!

Apóyanos aquí

QOSHE - #OPINIÓN La ingeniera psíquica o la psíquica de la Ingeniería #11Jul - Marco Antonio Faillace
We use cookies to provide some features and experiences in QOSHE

More information  .  Close
Aa Aa Aa
- A +

#OPINIÓN La ingeniera psíquica o la psíquica de la Ingeniería #11Jul

4 1 2
11.07.2022

A los oficiales públicos sin públicos

Margaret Thatcher

>

Charles de Gaulle

Winston Churchill

A estas alturas del entrenamiento social, han pasado cinco lapsos y una pandemia para seguir retrocediendo en una condenación medieval que parece conducir los hilos de la nación como si ésta fuera un fantoche con los cabos gastados. Ni una sola lección ha ido más allá de una especulación a tientas, que por lo cierto, adolece de una madura confección.

Diane Dosel supo que ser periodista no basta para definir lo que estaba sucediendo en la Picola Venecia. No era ficticia la depauperación socio-económica del territorio que debía cubrir desde la oficina estratégica a la que pertenece como encargada de indagación psicológica para la América Latina, susceptible a los involucrados en socializar la zona.

La ingeniero con mención en Psiquiatría había pasado por la famosa institución en asuntos de cognición y etología humana la Universidad Harvard en Boston Massachusetts, con postgrado en el Hospital Johns Hopkins Medicine (en Baltimore Maryland), conocido como el sistema de salud y atención médica más prestigioso del mundo; Inaugurado desde hace ( o-) 130 años…este sistema de higiene psíquica fue fundado un 07 de Mayo de 1889.

Diane Dosel, era una mujer de mediana edad pero de una constitución de guitarra y piel como de Caoba (una de las mejores maderas del mundo), no solo por lo bonita y gran calidad sino por su resistencia y adaptabilidad. Su color varía entre el rojizo y el marrón por eso DD era pelirroja y pecosa como si tuviera viruela. Sus ojos azules eran tan puros que el iris parecía una isla flotando en medio de un mar de cristales aguamarinas. En sí, era casi de otro mundo, vale decir de otro pueblo. En ese territorio con designación degenerada, literal, decir otro mundo sería decir uno de antier pero con escasa mañana.

Apenas la independencia fue ayer y la espada de Bolívar no posee filo de tanto que la han usado para nada. Carabobo, que bien fue una epopeya en su época, hoy palidece ante la invasión de terror en Ucrania y su influjo en la Península de Crimea avivando anatemas entre serbios y kosovares. DD, como era conocida en su agencia, debía investigar el caso Maduro en el Caribe por el peligro de ñangaras en desbandada y para planificar la libertad psíquica de la población cabeza de Latinoamérica en el continente.

DD mantenía un perfil bajo ante la titánica empresa que significaba el programa de asistencia. Sabía que el gobierno tenía sus espías haciendo lobby en aliados que se vendían a cambio de favores políticos. En especial los hijos de........

© El Impulso


Get it on Google Play