We use cookies to provide some features and experiences in QOSHE

More information  .  Close
Aa Aa Aa
- A +

Un lamento por Afganistán

1 10 1
17.08.2021

V. S. Naipaul, premio Nobel de literatura en 2001, nació en Trinidad y Tobago, en una familia de origen indio, y se avecindó desde muy joven en el Reino Unido. Afectado sin duda por la expatriación, el pasado colonial y el subdesarrollo con los que se hilaban su historia personal y familiar, Naipaul desarrolló un buen ojo para observar patologías en sociedades colonizadas por potencias extranjeras o por religiones extranjeras. En Al límite de la fe (Debate, 2002), Naipaul escribe sobre un viaje que hizo en 1995 por cuatro países islámicos no árabes: Irán, Indonesia, Pakistán y Malasia. Evitó pasar por Afganistán, tal vez disuadido por la guerra civil que terminó –efímeramente–, hasta el año siguiente. A pesar de que no visitó ese país, es posible llevar las reflexiones de Naipaul a la realidad afgana, sobre todo ahora que los fundamentalistas islámicos han regresado después de veinte años de permanecer agazapados, ardiendo bajo la tierra, esperando su momento de regresar. “La crueldad del fundamentalismo islámico –dice Naipaul– radica en que sólo concede a un pueblo –los árabes, el pueblo en el que nació el profeta– un pasado, los lugares sagrados, la peregrinación y la veneración de la tierra. […] Los........

© El Financiero


Get it on Google Play