We use cookies to provide some features and experiences in QOSHE

More information  .  Close
Aa Aa Aa
- A +

El escrache a Rufián, carita triste

3 16 0
21.10.2019

Gabriel Rufián se fue por piernas de la manifestación de los independentistas de Barcelona con la carita triste, los labios encogidos, un puchero casi infantil o adolescente, porque le estaban haciendo un escrache los que tendrían que hacerle la ola. La estampa de su rechazo, vociferado, arrojado de golpe sobre el carromato de los despreciables, al lado de la “prensa española, manipuladora”, de la “policía franquista”, de “los políticos represores de la libertad”; esa imagen es la que mejor nos resume lo mejor y lo peor de la algarada independentista, todo lo que podemos temer y todo lo que, razonablemente, podemos esperar de bueno sobre el final de este odioso conflicto inventado.

Que no todo en el caos, como el que se ha vivido esta semana en Barcelona, es necesariamente negativo para quienes aspiran a que, al menos a medio plazo, Cataluña vuelva a la normalidad de un pueblo al que tantas veces se ha mirado por su modernidad, por su espíritu cosmopolita, como la alfombra que Europa tendía hacia España desde los Pirineos. Ahora parece la misma alfombra, pero es de lo peor del populismo autodestructivo, que también es una peste que amenaza Europa.

[Sigue aquí la última hora de lo que está ocurriendo en Cataluña]

El escrache a Gabriel Rufián debe ponerse en paralelo con la otra demostración de impotencia de la semana, la que protagonizó el presidente de la Generalitat, Quim Torra, en su patética intervención de las primeras horas de la madrugada del........

© El Confidencial