We use cookies to provide some features and experiences in QOSHE

More information  .  Close
Aa Aa Aa
- A +

Los medicamentos se investigan, se prueban y se aprueban

2 10 0
12.05.2020

Foto: Juventud Rebelde.

Asclepios es un héroe o semidios en la mitología griega, hijo de Apolo y nieto del mismísimo Zeus, dios de dioses. Se entrenó en la manipulación del cuerpo humano con Quirón, que se describía como un centauro (mitad hombre y mitad caballo). Parece que superó a su maestro en habilidades “quirúrgicas”. Píndaro lo describía en una oda como que: “hizo remedios y liberó del dolor a cada uno por cada enfermedad; a algunos con suaves canciones de encantamiento; a otros los curó con relajantes dosis de medicamentos, o envolvió sus extremidades con ungüentos trabajados, y a algunos los sanó con el cuchillo del cirujano.”[i]

La referencia anterior a Asclepios es descriptiva de que tanto la interacción médico – paciente, como los medicamentos, los tratamientos y la intervención quirúrgica forman parte del proceso curativo desde que se sabe de medicina y enfermedades humanas. La categoría semidivina que se le atribuyó en aquella religión no fue casual. Era necesario que la gente creyera en él.

Un afamado cirujano cubano, científico convencido y recientemente fallecido, el Dr. Manuel Fuentes del habanero hospital “Manuel Fajardo”, afirmaba que una proporción tan alta como el 80 % de sus pacientes se había curado porque confiaban en su condición y actuación de médico. La empatía y confianza que se establece entre las personas que saben curar y los enfermos sigue siendo parecida a los tiempos se Asclepios y sus “suaves canciones de encantamiento”. Esas relaciones de confianza se pueden hoy fundamentar mejor, sobre hechos más objetivos, porque gracias a la ciencia sabemos mucho más cada día acerca de todo.

Los medicamentos muchas veces nacieron asociados con las religiones practicadas por los diversos grupos humanos y también por la habilidad de charlatanes que han........

© Cubadebate


Get it on Google Play