We use cookies to provide some features and experiences in QOSHE

More information  .  Close
Aa Aa Aa
- A +

Las primarias, el dólar y la futura herencia recibida

3 0 0
06.08.2019

A partir de ayer reina -legalmente- un silencio de encuestas hasta que el próximo domingo todas ellas sean superadas por ese gran censo de opinión en que se han convertido las “primarias abiertas simultáneas y obligatorias” (PASO), que en lugar de definir quiénes serán los candidatos de cada partido sólo son obligatorias para convalidar a aquellos que ya fueron designados por los respectivos vértices.

Inflación de encuestas

En cualquier caso, no es un dato insignificante la inflación de estudios demoscópicos que tuvo esta campaña. Considerando el costo de cada uno de esos estudios, ellos parecen un desmentido a la idea de que estas elecciones estarían signadas por la sequía de recursos, que los partidos no tendrían la financiación holgada de otras oportunidades. Si hay que juzgar por la abundancia encuestológica los fondos no escasearon. Algunas son bancadas por los partidos, otras por el sector público -que tiene un argumento (o una coartada) de servicio para averiguar las inquietudes de los ciudadanos y husmear de paso sus opiniones-; a menudo los sondeos representan un aporte en especie de grandes empresas a los partidos.

Con técnicas y criterios diversos, la mayoría de las encuestadoras considera que en las PASO prevalecerá la oposición. La variación más importante se encuentra en los puntos de distancia que cada una observa entre Fernández-Fernández y Macri-Pichetto: muy pocas la ubican en el rango del empate técnico (es decir: ventajas leves para los primeros); muchas ven diferencias superiores a los 4 puntos; alguna estira esa ventaja a más de siete puntos.

El virtual empate que una de las firmas más prestigiosas decretó en la decisiva provincia de Buenos Aires entre Axel Kicillof y María Eugenia Vidal cuando se enfrentan mano a mano (es decir, sin considerar a los candidatos........

© Analítica