Las plataformas de comercio electrónico permiten la competencia y facilitan las importaciones hacia México, destacó Fernando de Mateo, ex embajador de México ante la Organización Mundial de Comercio (OMC).

Con la creciente economía digital, un consumidor puede pedir un producto desde su teléfono a través de Alibaba, Amazon o Mercado Libre y ese producto puede ser importado por estas plataformas desde cualquier país, sin que el comprador sepa en una gran cantidad de ocasiones el origen de su procedencia.

Pero la competencia de fondo se da entre los productores y los vendedores que fijan los precios de sus mercancías.

"Uno puede comprar en Amazon o Liverpool. Uber puede trasladarte y traerte compras del supermercado. Las posibilidades son infinitas y quienes compiten son los productores y los vendedores para poder vender las cosas a través de las plataformas digitales”, comentó De Mateo.

Las importaciones a través de estas plataformas, incluidas las que se realizan a través de umbrales para “de minimis”, se integran a las estadísticas de comercio exterior con la clasificación arancelaria correspondiente para cada producto.

A abril de este año, las importaciones mexicanas de mercancías crecieron 4% a un récord de US$ 201.297 millones y a su interior, las importaciones de bienes de consumo rebasaron ese avance, con un salto de 8,7% a US$ 29.679 millones, superando en dinamismo a las importaciones de bienes intermedios (+1,6%), aunque quedaron por debajo de las de bienes de capital (+16,42%).

En particular, De Mateo expuso que México importa desde China sobre todo bienes intermedios y bienes de capital y consideró que se sobreestiman las compras de textiles y de ropa procedentes del mercado chino.

“Tenemos una obsesión con lo que conocimos cuando se abrió el mercado de China, cuando había relojes de un dólar y zapatos de tres dólares. Hay sobre todo esta obsesión de los textileros y de los de la industria del vestido con China”, agregó.

El principal proveedor extranjero de hilos, textiles y prendas de vestir del mercado mexicano en 2023 fue Estados Unidos, con US$ 2.681 millones, una caída interanual de 11,5%, de acuerdo con datos de la OMC. En segundo lugar quedó China, con US$ 1.768 millones, un descenso de 7,1%.

En México se establece una franquicia para empresas de mensajería y paquetería para la importación de bienes importados desde Estados Unidos y Canadá: exenta del pago de aranceles hasta por US$ 117 y de estos, los primeros US$ 50 están exentos de IVA.

Y si se importa un producto a México desde China no paga aranceles si es menor de US$ 50, que es el umbral “de minimis”.

La Cámara Nacional de la Industria del vestido (Canaive) calcula que con el nivel de minimis, las plataformas de comercio digital dejan de pagar US$ 2.097 millones al año en IVA, derechos por trámites aduaneros y aranceles.

Estados Unidos, primer proveedor

Por el contrario, desde sus socios de América del Norte, en las importaciones a Estados Unidos, el nivel es de US$ 100 exentos de aranceles y de IVA.

A su vez, las aduanas de Canadá exentan del pago de aranceles hasta por US$ 150 canadienses a los productos importados desde México y Estados Unidos. De estos, los primeros US$ 40 están exentos de IVA.

Entre otros factores, por sus mayores costos de producción y por la imposición de aranceles en ciertos mercados, empresas de China han trasladado centros de producción a países como Vietnam, Tailandia y Malasia.

“No es Amazon quien decide de dónde va a venir el producto, sino el vendedor al establecer en cuánto está dispuesto a vender su producto”, concluyó De Mateo.

En 2023, otros proveedores extranjeros de hilos, textiles y prendas de vestir en el mercado mexicano fueron Alemania (US$ 156 millones), Canadá (US$ 134 millones) y Vietnam (US$ 106 millones).

QOSHE - E-commerce aumenta la entrada de bienes de consumo en México - América Economía
menu_open
Columnists Actual . Favourites . Archive
We use cookies to provide some features and experiences in QOSHE

More information  .  Close
Aa Aa Aa
- A +

E-commerce aumenta la entrada de bienes de consumo en México

23 10
24.06.2024

Las plataformas de comercio electrónico permiten la competencia y facilitan las importaciones hacia México, destacó Fernando de Mateo, ex embajador de México ante la Organización Mundial de Comercio (OMC).

Con la creciente economía digital, un consumidor puede pedir un producto desde su teléfono a través de Alibaba, Amazon o Mercado Libre y ese producto puede ser importado por estas plataformas desde cualquier país, sin que el comprador sepa en una gran cantidad de ocasiones el origen de su procedencia.

Pero la competencia de fondo se da entre los productores y los vendedores que fijan los precios de sus mercancías.

"Uno puede comprar en Amazon o Liverpool. Uber puede trasladarte y traerte compras del supermercado. Las posibilidades son infinitas y quienes compiten son los productores y los vendedores para poder vender las cosas a través de las plataformas digitales”, comentó De Mateo.

Las importaciones a través de estas plataformas,........

© América Economía


Get it on Google Play