We use cookies to provide some features and experiences in QOSHE

More information  .  Close
Aa Aa Aa
- A +

Íñigo, el Libertador

98 22 16
12.01.2017

Mientras el Parlament sigue tramitando los aros de la desconexión y la Fiscalía prepara nuevas querellas contra la presidenta Forcadell y parte de la mesa, se reunieron con mucha cortesía en Barcelona la vicepresidenta de España y el vicepresidente de Cataluña. Como en Yalta. Y no hubo nada. Los soberanistas no quieren saber nada de referéndum pactado, sino referéndum por cojones. Mucha cordialidad y mucho fanatismo porque Junqueras salió diciendo que "ellos" -los del Gobierno de España- no quieren poner las urnas porque no quieren perder. Desafió la Constitución proclamando que el referéndum de autodeterminación es irrevocable. Soraya le contestó con cortesía explicando que el Gobierno de España no puede decidir sobre la soberanía que pertenece a todos los españoles.

Hace falta claridad, no filisteísmo, para decir que la mitad de los catalanes no se sienten españoles, pero la otra mitad sí. Y también hay que advertir que en medio del laberinto emergen enredadores, lerrouxistas, tramposos y libertadores de fortuna. Los de Podemos juegan con la puntita nada más entre referéndum pactado o trágala. Íñigo Errejón quiere ser Bolívar en Madrid y Bolívar en Cataluña (no como Cambó). Contra el Bismark unitarista, propone emancipar Cataluña frente al centralismo mesetario. Pretende meterle tijera a la Constitución y tender un puente entre dos precipicios. Habla catalán "con acento singular". Lo........

© El Mundo